jornada reducida en amazon

La jornada reducida en Amazon que quiere conquistar la productividad del empleado

Aumentar la productividad de los empleados es un asunto que preocupa a muchas empresas. Más aún en España en donde, pese a tener jornadas que se alargan mucho más que las del resto de Europa, no tenemos las mejores tasas de esta cualidad. En este caso queremos hablarte de un experimento llevado a cabo por una de esas nuevas empresas que parece que han aparecido para comerse el mundo. Nos referimos a la jornada reducida de Amazon de la que te vamos a contar todo a continuación.

Trabajar 30 horas a la semana para Amazon

La jornada reducida que ha puesto a prueba Amazon es bastante particular. En realidad, los empleados seleccionados para este experimento, que de salir bien se ampliará a los que lo soliciten, tienen un horario de lunes a viernes de 10:00 a 14:00. Las 10 horas restantes de la semana las pueden completar trabajando desde la oficina, desde sus casas, o desde otros espacios. Es una cuestión flexible que queda en manos del trabajador y de sus propias actividades y obligaciones.

Respecto a la remuneración con esta jornada tan particular cabe destacar que su salario es un 25% más bajo, pero no lo es por adaptarse a este nuevo horario, sino por el número de horas efectivamente trabajadas. Además, si el trabajador decide que prefiere pasar a jornada completa, podría hacerlo sin problema según confirman fuentes de la compañía.

El objetivo de Amazon es que su empresa gane en productividad porque tiene empleados realmente concentrados durante el tiempo que pasan en la sede y que pueden compaginar sus quehaceres con el trabajo durante el horario flexible que propone la empresa. Y si comparamos esta tesis con los estudios de productividad más actuales, parece que las cosas están muy bien pensadas y el experimento podría salir realmente bien.

Trabajar más no es ser más productivo

Existe la creencia de que aquellos que pasan mayor tiempo en el lugar de trabajo son los que más trabajan. En realidad, los estudios demuestran que nada tiene que ver el tiempo de trabajo con el trabajo efectivamente realizado. De hecho, las empresas con horarios más flexibles, que permiten acudir a una oficina versátil en la que también se descansa, y aquellas que ofrecen incentivos por objetivos suelen ser las que mejores resultados obtienen en cuanto a la productividad del trabajador.

Entre las grandes empresas, Amazon no es la única que se ha dado cuenta de que los horarios demasiado rígidos y condiciones de trabajo poco apropiadas no la llevarán hacia ningún lado. Otras grandes compañías como Google o Apple llevan años trabajando en crear espacios apropiados a las necesidades vitales de sus trabajadores y apostando por crear jornadas a medida en las que el teletrabajo está cada vez más presente. En el futuro, las oficinas serán solo una opción y la mayor parte de los trabajadores podrá acudir a ellas cuando prefiera. Y ese es el horizonte que quiere empezar a explorar Amazon en España con esa jornada reducida.

Deja un comentario